¬ŅQu√© son los derechos humanos?

 

Los derechos humanos son atributos de toda persona e inherentes a su dignidad, que el Estado está en el deber de respetar, garantizar o satisfacer. De esta manera, todo ser humano, por el hecho de serlo, tiene derechos frente al Estado, derechos que este o bien tiene el deber de respetar y garantizar o bien está llamado a organizar su acción a fin de satisfacer su plena realización (1).

 

Los derechos humanos son, entonces, derechos que tiene toda persona en virtud de su dignidad humana, sin distinción alguna de nacionalidad, lugar de residencia, sexo, origen nacional o étnico, color, religión, lengua, o cualquier otra condición. Todos tenemos los mismos derechos humanos, sin discriminación alguna.

 

Seg√ļn la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, los derechos humanos involucran garant√≠as jur√≠dicas universales que protegen a los individuos y los grupos contra acciones u omisiones que interfieran con las libertades y los derechos fundamentales. La legislaci√≥n en materia de derechos humanos obliga a los gobiernos (principalmente) y otros titulares de deberes a hacer ciertas cosas y les impide hacer otras (2).

 

¬ŅCu√°les son las caracter√≠sticas de los derechos humanos?

 

Los derechos humanos poseen ciertas características propias que permiten comprender mejor su importancia:

 

Los derechos humanos son universales

 

Los derechos humanos son universales porque están basados en la dignidad de toda persona, con independencia de la raza, el color, el sexo, el origen étnico o social, la religión, el idioma, la nacionalidad, la edad, la orientación sexual, la discapacidad o cualquier otra característica distintiva.

 

El principio de la universalidad de los derechos humanos fue recogido por primera vez en la Declaración Universal de Derechos Humanos, y se ha reiterado en numerosos convenios, declaraciones y resoluciones internacionales de derechos humanos.

 

Puesto que son aceptados por todos los Estados y pueblos, se aplican de forma igual e indiscriminada a todas las personas y son los mismos para todas las personas en todos los lugares.

 

Los derechos humanos son inalienables

 

Ninguna persona puede ser despojada de sus derechos humanos, salvo en circunstancias excepcionales que deben ser claramente establecidas en la ley. Por ejemplo, se puede restringir el derecho a la libertad si un tribunal de justicia dictamina que una persona es culpable de haber cometido un delito.

 

Los derechos humanos son indivisibles e interdependientes

 

De modo que cada derecho humano trae consigo otros derechos humanos y depende de ellos, el avance de un derecho humano facilita el avance de los demás. Del mismo modo, la violación de un derecho afecta negativamente el ejercicio de otros.

 

De este modo, todos los derechos humanos, sean estos derechos civiles y políticos (como el derecho a la vida, la igualdad ante la ley y la libertad de expresión), derechos económicos, sociales y culturales (como el derecho al trabajo, la seguridad social y la educación), o derechos colectivos (como los derechos al desarrollo y la libre determinación); todos son derechos indivisibles, interrelacionados e interdependientes.

 

La comunidad internacional afirmó el concepto integral de los derechos humanos en la Conferencia Mundial de Derechos Humanos, celebrada en Viena en 1993.

 

Los derechos humanos son iguales para todos

 

La igualdad y no discriminación es un principio transversal de los derechos humanos. Este principio ha sido consagrado en la gran mayoría de tratados internacionales de derechos humanos y constituye el tema central de algunas convenciones internacionales como la Convención Internacional sobre la Eliminación de todas las Formas de Discriminación Racial y la Convención sobre la Eliminación de todas las Formas de Discriminación contra la Mujer.

 

El principio de igualdad obliga a los Estados a velar por la observancia de los derechos humanos sin discriminación por motivo alguno, incluidos el sexo, la raza, el color, el idioma, la religión, la opinión política o de otra índole, el origen nacional, étnico o social, la pertenencia a una minoría nacional, la posición económica, el nacimiento, la edad, la discapacidad, la orientación sexual o la condición social o de otro tipo.

 

No obstante lo anterior, es posible afirmar que no toda distinci√≥n constituye discriminaci√≥n. En efecto, los principios de igualdad, universalidad y no discriminaci√≥n exigen que ciertos grupos sean especialmente protegidos. Esta es la raz√≥n de ser de los numerosos instrumentos de derechos humanos espec√≠ficamente dise√Īados para proteger los derechos de grupos con necesidades especiales, como las mujeres, las y los extranjeros, las y los refugiados, las personas desplazadas, las minor√≠as, los pueblos ind√≠genas, las y los ni√Īos, las personas con discapacidad, las y los trabajadores migrantes, las personas privadas de libertad, entre otros. Este trato diferenciado debe estar debidamente justificado sobre la base de razones objetivas.

 

¬ŅCu√°les son las obligaciones que el Estado tiene respecto de los derechos humanos?

 

Los Estados tienen una serie de obligaciones respecto de los derechos humanos de las personas que se encuentran en su territorio. Estas obligaciones suelen ser de tres tipos: respetar, proteger y hacer efectivos los derechos humanos (3).

 

  • Respetar los derechos humanos significa que los Estados no deben interferir con su disfrute. Por ejemplo, los Estados deben abstenerse de llevar a cabo expulsiones forzosas y de restringir arbitrariamente el derecho a votar o la libertad de asociaci√≥n.
  • Proteger los derechos humanos implica adoptar medidas para garantizar que terceras partes no interfieran con su disfrute. Por ejemplo, los Estados deben proteger el acceso a la educaci√≥n asegurando que los padres y los empleadores no impidan que las ni√Īas acudan a la escuela.
  • Hacer efectivos los derechos humanos significa adoptar medidas positivas y progresivas a fin de facilitar el disfrute de los derechos humanos.

 

¬ŅS√≥lo los Estados deben respetar los derechos humanos?

 

No. Si bien los Estados asumen las obligaciones y los deberes, en virtud del Derecho internacional, de respetar, proteger y realizar los derechos humanos; también pueden ser sujetos de obligaciones en materia de derechos humanos los particulares, las organizaciones internacionales y otros agentes no pertenecientes al Estado (4).

 

Los individuos deben respetar los derechos humanos de los dem√°s. Es decir, derechos humanos incluyen tanto derechos como obligaciones.

 

No obstante lo anterior, no debe perderse de vista que el Estado es el primer titular de obligaciones en virtud del Derecho internacional.

 

---

(1)¬†Nikken, Pedro. ‚ÄúEl concepto de derechos humanos‚ÄĚ. En: IIDH. Estudios b√°sicos de derechos humanos I. San Jos√©, Costa Rica. 1994.

(2) Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos. Preguntas frecuentes sobre el enfoque de derechos humanos en la cooperación para el desarrollo. Nueva York y Ginebra, 2006.

(3) Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos. Preguntas frecuentes sobre el enfoque de derechos humanos en la cooperación para el desarrollo. Nueva York y Ginebra, 2006.

(4) Véase International Council on Human Rights Policy, Taking Duties Seriously: Individual Duties in International Human Rights Law (1999). Disponible en www.ichrp.org (en inglés).

 

Copyright © 2017 http://observatorioderechoshumanos.minjus.gob.pe. Todos los derechos reservados.
Joomla! es software libre, liberado bajo la GNU General Public License.